//Salud bucal y diabetes

Salud bucal y diabetes

La caries, infecciones fúngicas, enfermedad de encías, disfunción de la glándula salival y la demora en la cicatrización  son solo algunos padecimientos que pueden atacar con más gravedad al  diabético.

Y es que el aumento de glucosa en su saliva puede estimular bacterias. El cepillado regular junto al uso de hilo dental son dos de las primeras maneras de mantener tu boca sana.

Luego puede ser tarde para una infección causada por la acumulación de placa sobre sus dientes y la línea de encías. Esta puede causar además una inflamación crónica, así que la limpieza y chequeos regulares pueden disminuir los riesgos.

No dejes para remedios caseros una visita al odontólogo si observas que tus encías sangran fácilmente, están inflamadas, sensibles o rojas. Si hay pus en tus dientes o encías o sencillamente de manera contante tienes mal aliento o mal sabor en su boca.

Como si los riegos fueran menores la enfermedad gingival se agrega a las complicaciones asociadas a la diabetes, entre las que ya se conocen el riego de derrame cerebral, enfermedad cardíaca y la renal.

Los pacientes con diabetes poseen mayor riesgo de padecer problemas de salud oral como la gingivitis o periodontitis.

EL DATO: este aumento de riesgo en persona diabéticas el resultado de lo delicadas que son a la hora de combatir una infección bacteriana.