//Enfermedad de Alzheimer

Enfermedad de Alzheimer

Cuando los olvidos normales de la edad se hacen más llamativos debe sospecharse del posible padecimiento de la enfermedad de Alzheimer. Además de representar estos olvidos una dificultad para llevar a cabo actividades cotidianas en casa o fuera de ella.

Síntomas

A medida que progresa esta afección la persona experimenta más dificultades para vestirse, colocarse los pantalones o falda, confunde a los familiares, la persona se vuelve más agresiva y se agita fácilmente.

Suelen aparecer además problemas de orientación en el tiempo, desconociendo de pronto el día, mes y año en el que viven.

También se desorientan dentro de su localidad, en los lugares que frecuenta y en su propia casa.

Pérdida de la capacidad lingüística para nombrar las cosas como debe e incluso escribirlas.

La persona experimenta bruscos cambios de humor pasando de la alegría a la tristeza, de la calma a la cólera y así.

Estos síntomas suelen desarrollarse a lo largo de varios años, no son tan inmediatos, lo que si debe estar claro es que con cualquiera de estas señales es necesario realizar una valoración mental.  

El estado de las personas mayores no siempre resulta aparente. Puede tener un aspecto normal y padecer una demencia moderada o lo contrario.

Es importante la atención médica que sin duda debe estar en manos de un geriatra conforme la persona tiene más edad.

Recomendaciones

Dedica un momento en el día para orientarle en cuanto a la fecha y hasta la estación de año en que se encuentran.

Planifica una rutina fija de actividades cotidianas. Procúrale una vida previsible (sin cambios, mucho menos bruscos) que lo haga sentir comodidad y seguridad.

 Evítale situaciones de estrés y agobiantes como las visitas en horas muy concurridas a supermercados, restaurantes, etc.

Ayúdale a vestirse. Limite su elección entre un par de prendas y si no se decide hazlo tu sin contratiempos ni muchos comentarios.